+34 981 558 883

Reserva Online

Precio minimo garantizado

Reserva Online

Un repaso a (casi) tres décadas de Cineuropa

06/11/2015

No, lo sentimos, no podemos hacer una entrada festejando los treinta años ininterrumpidos del ciclo Cineuropa. La magia de la cifra redonda nos alcanzará en las puertas del invierno de 2016 pero acaba de empezar la 29ª edición de Cineuropa y nosotros, encastrados como estamos en el corazón de Santiago de Compostela, no podemos evitar recordar cuáles fueron las proyecciones que más nos impactaron de todos estos años de cine. Es muy más-que-probable que se nos escapen títulos imprescindibles porque esperamos que ustedes, queridos lectores, nos recuerden también obras eternas de la pantalla. Y si o conocen Cineuropa o aún no han estado en Santiago, no se preocupen, aquí van unos títulos para recordar porqué Santiago es la capital del cine de noviembre.

Saló o le 120 giornate di Sodoma: este filme de Pier Paolo Pasolini se proyectó en la edición de 2004. El poeta boloñés fue asesinado un 2 de noviembre de 1975 y este film, el último que rodó, fue el que acabó de granjear la enemistad de los sectores más acomodados y retrógrados de Italia. Se trata de una película durísima, de esas que no se vuelven a ver dos veces pero que resulta fundamental para entender cómo funcionan los mecanismos de la violencia y el sometimiento de los indefensos ante los poderosos. La proyección en el Teatro Principal de Santiago concluyó con un silencio ensordecedor. Una película directa al estómago.

24 hours party people: el film de Michael Winterbottom se estrenó en la edición de 2003. Un documental sobre Manchester y la eclosión musical que vivió esta ciudad del norte de Inglaterra desde finales de los años setenta hasta principios de los noventa y que cambiaría la múscia europea durante una década más. El impacto cultural que supuso se reconocía por ese indy rock de mediados de la década pasada, una adoración por Joy Division y un viaje de instrucción musical que marcó  un buen puñado de jóvenes de Compostela, fuesen nativos o estudiantes.

Il Divo, la spettacolare vita di Giulio Andreotti: Paolo Sorrentino se presentó en 2008 con una película en la que desmenuzaba el intrincado caso Tangentopoli, el sistema de corrupción que acabó con la república restaurada tras la Segunda Guerra mundial. El eje del film es el ex primer ministro Giulio Andreotti, un superviviente político imprescindible para entender cómo se orquestaron esas operaciones de corrupción. El mérito del película, además de su puesta en escena preciosista y una banda sonora potente pero no estridente, fue retratar una cadena de hechos y reacciones criminales con ritmo, brío y fuerza. El papel de Toni Servillo como Andreotti también fue uno de los aciertos de la película sorpresa de la edición 2008 de Cineuropa.

Esta es nuestra pequeña selección. ¿Conocéis el festival de cine Cineuropa? ¿Qué películas os gustaron más? ¿Os animareis a venir a la edición 2016?

Comentarios